7 ene. 2015

UNA VISITA OBLIGADA PARA TODO FASHIONISTA

El Museu del Disseny de Barcelona abrió sus puertas, a mediados de diciembre, con una exposición permanente dedicada al diseño textil: El cuerpo vestido: siluetas y moda (155-2015). Una retrospectiva que nos lleva desde los primeros corsés y miriñaques, pasando por Worth, el plisado de Fortuny, las formas de Balenciaga, el metal de Rabanne o los últimos diseños del 080 Barcelona Fashion.

Corsé datado del siglo XVIII
La tercera planta del Museu del Disseny de Barcelona alberga un relato histórico de las prendas que marcaron el guardarropas de las mujeres desde el siglo XVI hasta la actualidad. Quién se aventura a entrar ya nota esa magia de la moda al pasar al interior, custodiado por unas cortinas metalizadas que -para una mente fashionista- las asocia con los primeros diseños de Rabanne. Pero el primer impacto que ofrece la exposición nos hace retroceder al XVI para observar como miriñaques, ballenas y corsés penden de la sala. En la pared, un corsé al lado de otro, a ver cuál más estrecho de cintura. Y del techo cuelgan miriñaques de tamaños y formas que simulan movimiento pese a estar desnudos. Uno se da un paseo entre aquellos artefactos y tiene la sensación de estar en un museo de biología y observar esqueletos. Las fotografías que acompañan los artilugios retratan a señoras que debían hacer serios esfuerzos por calzarse el corsé y un tablón nos recuerda del peligro, hecho realidad, de desfigurar la silueta. Y, he aquí, encontramos el leiv motiv  de la exposición: como el vestido modifica la apariencia del cuerpo mediante vestidos que tienden a comprimirlo y liberarlo, alternativamente, desde el siglo XVI hasta hoy con cinco acciones: ampliar, reducir, alargar, perfilar y destapar.

En el primer espacio se enseñan vestidos de época que, a través de estructuras interiores o tejidos rígidos, separaban el cuerpo. Ensanchando la figura de la cintura  a los pies y haciendo difícil la movilidad de las señoras que los vestían. No quiero pensar cuántas doncellas debían ir al rescate de una dama que tropezase con tales vestimentas. Las formas de inflar el cuerpo van variando: bajo la cintura (1845- 1845), a lo ancho (1845-1868), exagerando volúmenes, y hasta detrás (1868- 1888), a lo Kardashian! Pasando por la silueta en "S" que deformaba el cuerpo (1888- 1919).

Vestido diseñado por Charles Frederick Worth (1825- 1895)
El siguiente espacio se abre ante una gran exclamación que anuncia el fin: !!!Fuera corsés!!! Y ante tanta expectación, nos plantan un Worth. Y una se amorra al cristal que separa uno de los vestidos del primer couturier de la historia. Charles Frederick Worth fue el padre de la Alta Costura, pues revolucionó el proceso creativo al firmar sus vestidos y crear en blanco, sin ódernes. Es sólo un modelo, pero nos sirve para saciar el hambre de diseñadores internacionales.
 A dos metros, si llegan, la sobriedad de Fortuny acapara mi atención y la de decenas de visitantes -es lo que tiene ir el día de la inauguración- que contemplamos maravillados la túnica Delphos. La seda plisada del modelo rosa empolvado que tengo enfrente asombra por su simplicidad, por su belleza etérea. El modelo, inspirado en el chitón griego, fue pensado para liberar el cuerpo y seguir sus formas naturales.  " Esta invención se refiere a un tipo de prendas del vestir derivada de la túnica clásica, pero configurada con una forma y dispositivos que permiten usarlo fácilmente y ajustarlo cómodamente", hablaba así Fortuny al patentarlo en la Oficina Nacional de la Propiedad Industrial de París en 1909.

Túnica Delphos de Mariano Fortuny
Las Flappers nos avisan el cambio de década: 1920. Y al girar la sala, un muestrario bastante extenso de Balenciagas. Es lo que tiene haber sido modisto nacional. Se pueden ver vestidos con volúmenes - !cómo no!- abrigos, capas y hasta una pantalla reproduce el que debió ser uno de sus desfiles. Si el objetivo de la exposición era mostrar cómo la ropa modela la forma del cuerpo, entiendo que hayan escogido tantos modelos de Balenciaga y le dediquen vitrina entera. Pues Balenciaga fue capaz de transformar la silueta de la mujer en cada uno de sus modelos. !Y sin perder elegancia, más bien enseñándonosla!

Vestido y abrigo de Cristóbal Balenciaga 

La última parte de la exposición está dedicada al prêt-à-porter y se cumple así la última acción del vestido: destapar. La silueta se insinúa y se muestran piernas, brazos y piel. Los vestidos setenteros de Rabanne son el prólogo de esta etapa. El diseñador vasco cambió tela por metal e hilo por anillas y logró una revolución y una auténtica transgresión en la moda. Abrió al camino a los que han ido llegando. Pues los '70 eran exploración, el todo vale, lo prohibido y  las exageraciones.Encontramos también vestidos de Manuel Pertegaz, Elio Berhanyer, Antonio Meneses, Margarita Nuez, Antonio Mirò, Sybilla o el colorismo casi infantil de Ágatha Ruiz de la Prada.

Mono de Paco Rabanne y vestido de Ágatha Ruiz de la Prada
El colofón de la exposición nos ofrece los últimos premios que han ganado el 080 Barcelona Fashion. Entre todos los modelos destacar la moda decontructivista que debió influenciar al vestido que destruye, literalmente, el corsé. Y empezamos como acabamos. Pero en vez de abrochar corsés, los desabrochamos y abrimos en canal.


Hemos hecho un breve repaso a través del Museu del Disseny. Ha quedado mucho en el tintero y no es lo mismo explicarlo que experimentarlo. Así que animo a todos a visitar esta retrospectiva de la moda. Además hasta el 31 de enero la entrada es totalmente gratuita. No hay más excusas. Id y disfrutad tanto como lo hice yo.
Antes, compartir una reflexión que cuelga de las paredes de la exposición y merece ser mi conclusión. "El corsé desapareció, pero aun existe un corsé mental en muchas mujeres". No hay nada mejor que disfrutar de nuestros cuerpos y de la moda. Cada cual a su manera, a su estilo: para decir algo, para reírse, para reflexionar o protestar. Da igual el camino que escojas en la moda, pero que siempre esté encaminado a ser uno mismo, a buscar la identidad por encima de unas medidas. Y recordad:  !!Fuera Corsés!!

Miriam Calderé
@ imlady_rebel

No hay comentarios:

Publicar un comentario