27 may. 2015

Cómo NO escribir una revista masculina

En este artículo vamos a delimitar los puntos clave para NO escribir una revista masculina. Siguiendo, o mejor dicho, evitando estos consejos prácticos, usted podrá crear su propio medio de difusión para un colectivo masculino amplio y activo.

1.  No te metas con tus lectores


¿Has oído alguna vez que el cliente siempre es el que tiene la razón? Pues lo mismo. Nunca tienes que hablar mal a tus lectores ni insinuarles que hay algo de ellos que no va bien. Nada de insinuarles que tienen que adelgazar para ‘sentirse mejor’. ¿Les estás llamando gordos? Ni se te ocurra decirles que se compren esta u otra crema para disimular sus imperfecciones. ¿Les estás llamando feos? ¡Nada de trucos para parecer más joven! ¿Les estás llamando viejos? La regla más importante que debes aprender es que ellos están estupendos estén como estén, y vamos a demostrárselo mostrando una amplia gana de formas, tamaños y rostros con los que puedan sentirse identificados y reflejados sean como sean.

2.  Evita las comparaciones odiosas

¿Para qué quieres poner a un tío alto, guapo, fuerte y musculado en la portada? ¡Y encima hacerles creer que su vida es divertida, perfecta y que lo consigue todo sin el mínimo esfuerzo! Con esto sólo conseguirás que se comparen con una imagen ficticia y poco creíble, y que se sientan mal consigo mismos. Pon siempre a una tía buena en portada, y si encima le puedes sonsacar que es promiscua, le encanta la pizza, los coches y que lo que más valora de un hombre es que la haga reír, has triunfado.

3. No te metas en su vida


Es un tema demasiado complejo, no te metas en esas movidas. ¿Para qué quiere un hombre pensar en lo que está haciendo mal con su pareja? Él es perfecto y si su chica o chico no están conformes, que se aguanten, hay que quererlos tal y como son. No les des consejos para ligar, ¡no los necesitan! En lugar de eso, háblales de sexo o de cosas que quieren las mujeres. Por supuesto hay un abismo infernal entre lo que tú crees que quiere una mujer y lo que de verdad quieren pero… ¿a quién le importa? ¡Ellos no lo saben!

NOTA: Si lo que quieres es crear una revista femenina, haz justo lo contrario a todos estos consejos.  



  Carla Esteve
@cordeorde

No hay comentarios:

Publicar un comentario