21 ene. 2013

Manuel Mota: Una historia de princesas sin final feliz

El pasado 8 de enero nos despertaba una noticia impactante. Manuel Mota, el director creativo de Pronovias, moría a los 46 años. Si para muchos fue una sorpresa, para otros tantos queda un vacío que será difícil de suplir. El que fuera director creativo de la firma durante 23 años no sólo aportó grandes diseños, sino que transformó el concepto de los vestidos de novia.

Si el día de la boda es tan importante para una mujer, no hay que olvidar ni el más mínimo detalle para que sea un momento muy especial, grande, inolvidable. Una fecha en la que la protagonista se sienta a gusto y pueda disfrutar. Mota supo ver eso, así que rompió con los vestidos estándar y dio gran protagonismo a los complementos, consiguiendo una combinación exquisita que nos traería novias espectaculares. 

A través de la firma Pronovias, el diseñador nos fue mostrando la evolución de una novia con un vestido recargado y pesado, a una novia con vestidos ligeros, que le hacen sentirse cómoda, que le permiten moverse. Ella está envuelta de todos los elementos adecuados para destacar y brillar.

En su última colección (P/V 2013)*,  el diseñador nos presentó vestidos muy variados que encajan con diferentes estilos de novias, haciendo fácil que una mujer pueda identificarse con alguno y, por tanto, que quiera lucirlo.

De los más voluminosos hasta los más ajustados, con cola o sin, con escotes de todo tipo (en su mayoría, palabra de honor). Podemos encontrar también vestidos cortos. Volantes, capas, bordados en nácar, bolsillos, plumas, encajes totales o parciales, diademas y de más configuran estos modelos que van de lo más clásico a lo más atrevido.

Y todos ellos cuidando un detalle que Mota brindaba de gran valor: la espalda. El diseñador destacaba su relevancia recordando que es precisamente eso lo que ven los invitados durante toda la ceremonia.

Así, vemos que muchos de sus modelos presentan originales y cuidadas formas en el dorso, algunas que dejan ver muy poco, y otras que nos muestran prácticamente toda la espalda de la novia, a través de un corte amplio y sugerente. 

No hay duda de que fue uno de los grandes en la moda; prueba de ello fueron las numerosas novias que vistió, como la esposa de Rod Stewart, Genoveva Casanovas, Astrid Klisanslas, y las modelos Ariadne Artiles y Hanna Soukupova, entra otras. 

Mota hizo de los sueños de las novias una realidad, pero... ¿Quizás a costa de dejar el suyo lejos de cumplirse? En cualquier caso, debemos agradecerle que haya hecho de esta firma española de vestidos de novia un referente a nivel internacional.. Pronovias cuenta hoy con más de 3000 puntos de venta en 90 países alrededor del mundo.

¡Gracias Manuel Mota!




Diana N.A.

No hay comentarios:

Publicar un comentario