1 dic. 2015

Cinco trazos para crear una estrella, Halston.




Roy Halston, nacido en el año 1932, en Iowa, pronto se interesó por el mundo de la costura, la sombrerería y la creación de accesorios, debido a la influencia de su madre, al graduarse en el año 1950, tomó clases en el Instituto de Arte de Chicago y complementando sus estudios en la practica de la decoración de aparadores en la misma ciudad.  Paralelamente Halston no dejó el hobbie maternal que obtuvo en su infancia y seguía diseñando sombreros de manera informal, para el año 1957 obtuvo la primera oportunidad en la prensa y el Chicago Daily News publico un apartado con su trabajo. A partir de este momento Halston empezó a labrar su fama.
El camino para llegar a ser una estrella no es sencillo, conoce a Roy Halston a través de las cinco puntas que conforman su identidad:

* El Pillbox Hat: En 1961 Jackeline Kennedy le dio el salto a la fama cuando lució el mítico tocado durante la toma de presidencia de su esposo, dicho tocado fue diseñado a medida de la cabeza de Jacky con tal simpleza que pronto fue replicado en la sociedad norteamericana.


* La simpleza, elegancia y sensualidad: si por algo reconocemos el trabajo de Halston es por su simpleza y sus prendas minimalistas, la sobriedad marca el estilo de diseño del autor, alejándose de lo clichés de la época dorada y al contrario roza lo conceptual y la comodidad.

* Gama de colores: maestro combinando los colores de manera audaz y precisa, quizás en el marco de los colores sobrios siempre supo dar su nota de electricidad y diferencia. Entre su paleta de uso continuo está el negro, el marfil el rojo y el azul eléctrico, el fucsia y el burgundy profundo para resaltar.

* El vestido camisero en ultrasuede: el vestido que cualquier mujer deseaba, el vestido cómodo, elegante, flexible a casi cualquier figura femenina y por supuesto lo más destacable es su facilidad de lavado.

* Studio 54, un lugar lleno de vibra y de estrellas; enmarcado por los excesos y sin dudas por el sin numero de personajes dedicados al arte, la moda y el lujo de la época; cada genio tiene sus vicios y en el caso de Halston esto no era una excepción. Considerado sin duda el diseñador de la jet set de su época.


Una vez llegó a la cima, aún fue capaz de ir más allá, abarcando nuevos mercados como el diseño de uniformes o mobiliario.


Pero, igual que todo sube todo termina bajando y en el caso de Halston no es una excepción. Al final, termina despojado de su estilo, su marca pero su estilo continúa siendo un referente para los diseñadores de hoy en día.

Autoras: Diana Calvache / Marta Alvarez

Todas las imágenes estraídas de: RedList.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario